El camino hacia una Cultura de Calidad e Inocuidad

Autor: Karen Salazar, Gerente de Aseguramiento de Calidad y Gestión de Procesos, Granotec en Chile.

Cuando comenzó la implementación de normativas de calidad e inocuidad en la industria alimentaria, se perseguía el objetivo de asegurar la calidad e inocuidad de los alimentos implementando protocolos internacionales estandarizados en todo el proceso productivo.

En los inicios, la industria buscaba que los colaboradores aplicaran procedimientos e instructivos y al mismo tiempo, evidenciar su correcta ejecución, que permitiera llevar la trazabilidad en toda la cadena productiva.

Con el pasar de los años, muchas veces, los sistemas implementados fracasaban, debido principalmente a la incapacidad de las organizaciones de llevar la documentación, o la falta de rigurosidad en el cumplimiento de procedimientos. La capacitación de protocolos se hizo entonces fundamental para lograr que los colaboradores adquirieran el conocimiento y pudieran aplicar en sus procesos.

En este proceso de evolución, las organizaciones con sistemas implementados maduros se fueron percatando de que, a pesar de tener robustos programas de capacitación, no lograban obtener los resultados esperados, y entonces, pudieron evidenciar que no sólo se debían centrar en capacitación de protocolos, sino que, en que los colaboradores entendieran como contribuían con su trabajo en obtener productos inocuos y de calidad, a través de la concientización y comunicación del impacto de sus acciones en el producto final, es decir, enfocarse en crear una cultura de calidad e inocuidad centrada en la política y valores de la organización.

En la medida que se va generando la cultura de calidad e inocuidad, el entendimiento de lo que se quiere conseguir, se internaliza y se concientiza de una manera más simple, y en consecuencia, se orienta y enfoca al logro de los objetivos.

GRANOTEC desde el año 2003, ha trabajado permanentemente en la implementación, ejecución y mejora continua de un Sistema de Calidad e Inocuidad, la que no ha estado ajena de la evolución antes descrita y que ha pasado por diferentes etapas de maduración, que hoy con orgullo, desde la base de la experiencia, nos permite garantizar el logro de los objetivos basado en el compromiso de cada uno de nuestros colaboradores para contribuir a la elaboración de alimentos inocuos.

mcct

En la Industria Alimentaria es vital consolidar una cultura de calidad e inocuidad, un desafío que como área de aseguramiento y calidad nos toca liderar, sin embargo, ésta es una tarea continua, de largo plazo, que requiere de un arduo trabajo y del compromiso permanente de todas y cada una de las personas que componen la organización.


Imprimir   Correo electrónico